Sabiduría Diaria 04.12.2019


(FOTO: LAURENCE FREEMAN, IRLANDA) Entonces, ¿cómo se relaciona la meditación con las nuevas formas de evangelización y con la nueva forma de cristianismo que está cobrando vida en nuestro mundo de hoy? Creo que esta relación se debe al hecho de que estamos descubriendo que la contemplación no es algo que se añade a la vida cristiana, al discipulado cristiano o al deseo de santidad. No es sólo un complemento, sino que está en el corazón y en el centro de todo ello. Esto se hizo muy evidente cuando el Papa Benedicto XVI invitó a Rowan Williams, el Arzobispo de Canterbury en ese momento, a hablar en el Sínodo sobre las nuevas formas de evangelización que tuvo lugar en Roma. Hablé con Rowan Williams antes de que se fuera, pues es un patrono de nuestra comunidad. Le dije: «¿De qué vas a hablar?» Y dijo: «Bueno, creo que piensan que voy a hablar de ecumenismo, pero no es así. Voy a hablar de contemplación». Y la charla que dio allí —bueno, en mi humilde opinión— fue la mejor charla de todo el sínodo, y no sólo porque menciona a nuestra comunidad en ella. (Christian Life in the Light of Christian Meditation 2 - Evangelisation, Laurence Freeman OSB)


Entradas destacadas