Sabiduría Diaria 27.04.2018


(FOTO: LAURENCE FREEMAN, BONNEVAUX, FRANCIA)

En el inconsciente se lleva a cabo un gran trabajo de sanación e integración. Podremos pasar un período en que sentimos una cierta irritabilidad o nerviosismo, o tal vez tristeza o alguna pena y no sabemos qué es, pero lo pasamos. No tenemos que sentarnos a analizarlo hasta morir. Hacemos nuestra meditación, nos levantamos y regresamos a trabajar. Plantamos la semilla, nos vamos a dormir y nos levantamos por la mañana. Y la semilla crece, aunque no sabemos cómo. Lo trascendemos. A veces algo puede surgir a la superficie y comenzamos a pensar acerca de una relación o de algo en el pasado que nos enojó, o entristeció o decepcionó. Y nos damos cuenta de que estamos pensando en eso. Hay cosas que nos gustaría hablar con otra gente. Pero en la mayoría de los casos, si meditamos regularmente y continuamente (dos períodos de meditación al día, por ejemplo), encontraremos que este trabajo de sanación es algo normal.

(Map of the Journey, Meditatio Series 2011 C)


Entradas destacadas