Sabiduría Diaria 06.03.2018


(FOTO: LAURENCE FREEMAN, EEUU) En términos bíblicos, la palabra que equivale a maya en el nuevo testamento, es ‘mundo’. Es algo que vemos como un show de magia, como televisión, un encuentro superficial de fuerzas – muy seductor, muy poderoso, interesante, pero formado por imágenes básicamente. Esto es como creo que debemos entender el mundo tal como lo describe la escritura: ‘No amen al mundo ni nada de lo que hay en él. Si alguien ama al mundo, no tiene el amor del Padre’ (Jn 2:15). Entonces ¿Qué es el mundo? Pues es este programa de televisión, fantasmagórico, brillante y seductivo, pero formado por imágenes, ‘Porque nada de lo que hay en el mundo —los malos deseos del cuerpo, la codicia de los ojos y la arrogancia de la vida— proviene del Padre, sino del mundo. El mundo se acaba con sus malos deseos, pero el que hace la voluntad de Dios permanece para siempre (Jn 2:16-18). Esto se malentiende fácilmente. Creamos una dicotomía entre el mundo y la Iglesia, o el mundo y la religión y el mundo y la espiritualidad; así que ese enunciado es difícil de entender. Pero creo que el practicante contemplativo, o alguien que empieza a entrar en esto en su propia experiencia, haciendo el trabajo del silencio, será capaz de entender lo que significa. (Finding Oneself 2, Meditatio Series 2017 D)


Entradas destacadas
Entradas recientes
Archivo
Buscar por tags
No hay tags aún.
Síguenos
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • facebook
  • googleplus
  • tbird